Amarys Gallardo, agricultora regional, exige a la Maternidad Concepción Palacios que le devuelvan a su bebé gemelo nacido el pasado 17 de mayo. En compañía de la dirigente social de El Junko, Sofia De Pascuale, la atribulada madre narró que fue un embarazo controlado y era gemelar.

“No me dieron repuesta de mi segundo bebé y sólo me entregaron uno. Los médicos que estaban de guardia deben dar la cara y el niño debe aparecer”.

Hicieron un llamado al fiscal general Tarek William Saab para que ordene una investigación inmediata. “Este caso no debe quedar impune”.

Con La Verdad de Vargas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.