Se prevé que los partidos de extrema derecha obtengan un número récord de escaños en el Parlamento Europeo, un resultado que, de confirmarse, supondría un duro revés para la corriente política dominante en Bruselas y añadiría incertidumbre al rumbo futuro de Europa.

Después de tres días de votaciones en los 27 Estados miembros de la Unión Europea, un sondeo a pie de urna mostró que los partidos de extrema derecha iban a ganar unos 150 de los 720 escaños del Parlamento, lo que probablemente dificultará a los partidos mayoritarios la formación de las mayorías necesarias para aprobar leyes.

En un discurso pronunciado a última hora del domingo, la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, afirmó que los resultados mostraban que su Partido Popular Europeo (PPE) —previsiblemente el más votado— podía seguir actuando como «ancla de estabilidad», pero pidió a sus aliados políticos que ayudaran a protegerse de los partidos extremistas.

«El centro se mantiene. Pero también es cierto que los extremos de la izquierda y de la derecha han ganado apoyo, y por eso el resultado conlleva una gran responsabilidad para los partidos de centro», dijo Von de Leyen en Bruselas.

Los resultados completos se conocen este lunes, cuando comience el proceso de formación de coaliciones en el que los centristas europeos tratarán de dejar de lado sus diferencias para hacer frente al resurgimiento de la extrema derecha.

La mayoría de los avances de la extrema derecha se concentraron en países que eligen un gran número de escaños: Francia, Italia y Alemania.

Después de que un sondeo a pie de urna mostrara que el partido de extrema derecha Agrupación Nacional (RN) de Marine Le Pen se impondría a sus propios candidatos, el presidente de Francia, Emmanuel Macron, disolvió su Parlamento y convocó unas arriesgadas elecciones anticipadas, cuya primera vuelta se celebrará el 30 de junio.

Los primeros resultados muestran que RN ha obtenido el 31,5% de los votos, más del doble que el Partido Renacimiento de Macron, que ha quedado segundo con el 15,2% de los votos, justo por delante de los socialistas, terceros con el 14,3%.

En un discurso de celebración en la sede de RN antes del sorprendente anuncio de Macron, el líder del partido, Jordan Bardella, dijo que la «derrota sin precedentes del actual Gobierno marca el fin de un ciclo, y el primer día de la era post-Macron».

Con Información de CNN

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.