Departamento del Tesoro sancionó a la Dgcim tras muerte del capitán Acosta Arévalo

Redacción por 
 el 
Jue, 11 Jul | 2019
Comparte »
Fotografías por 
Cortesia
¿Te gusta?

La Oficina de Control de Activos Extranjeros (Ofac) del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos sancionó este jueves a la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim)  tras muerte del capitán de corbeta de la Armada Nacional Bolivariana, Rafael Acosta Arévalo.

El secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, al anunciar la medida a través de un comunicado difundido por el Departamento del Tesoro expresó: “El arresto por motivos políticos y la muerte trágica del capitán Rafael Acosta, que fue injustificada e inaceptable”. 

El Departamento del Tesoro se ha comprometido a poner fin al trato inhumano del antiguo régimen de Maduro contra los opositores políticos, los civiles inocentes y los miembros de las fuerzas armadas en un esfuerzo por suprimir la disidencia”, dijo el vocero.

La sanción implica el bloqueo de todos los bienes y activos que la Dgcim tenga directa o indirectamente bajo jurisdicción de Estados Unidos, así como la prohibición de toda transacción legal que involucre a individuos y entidades estadounidenses.

El organismo expresó que el homicidio de Acosta Arévalo es “solo la muestra más reciente de brutalidad llevada a cabo por una agencia notoria por sus métodos violentos“.

El informe de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos sobre la situación en Venezuela, divulgado el pasado jueves 5 de julio, detalla los métodos utilizados por la Dgcim para extraer información y confesiones, así como también para intimidar y castigar a los detenidos.

Otros organismos internacionales, como la Organización de los Estados Americanos (OEA) y Human Rights Watch también han denunciado la brutalidad y el uso de la tortura por parte de la Dgcim.

El capitán de corbeta murió a manos de sus custodios, funcionarios de la Dgcim, la madrugada del sábado 29 de junio tras ser detenido. Abogados denunciaron que el oficial fue objeto de severas torturas que le ocasionaron la muerte.

Doce días después de su fallecimiento, el cuerpo de Acosta Arévalo fue entregado a sus familiares para darle sepultura. El capitán fue enterrado en horas del mediodía del miércoles 10 de julio, en un funeral controlado en el que estuvieron presentes escasos familiares y funcionarios de la Fiscalía, la Dgcim, el Sebin y la Defensoría del Pueblo.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si eres un visitante humano o no y para evitar el envío automático de spam.