Así fue el emotivo discurso de Michael Jordan en memoria de Kobe Bryant

Fotografías por 
Cortesia

Michael Jordan, ex jugador de la NBA, ofreció este domingo un emotivo  en el memorial llamado Celebración de la Vida, que rindió tributo a Kobe Bryant y a su hija Gianna. Ambos fallecieron en un accidente de helicóptero el pasado 26 de enero.

Jordan habló en un discurso que no estaba programado. Lo hizo ante miles de personas en el Staples Center y sus palabras se centraron en la relación que mantenía con Kobe y su legado. Aunque bromeó en varias ocasiones para celebrar al ex jugador, conmovió al público cuando no pudo aguantar las lágrimas. 

«Cuando llegué a conocerlo quería ser el mejor hermano mayor que pudiera ser. Para ello, tienes que soportar los inconvenientes: las llamadas nocturnas o las preguntas tontas. Me enorgullecí mucho cuando al final me di cuenta de que Kobe solo estaba tratando de ser una mejor persona», manifestó con lágrimas en sus ojos.

«Puede que sorprendiera a la gente que Kobe y yo fuéramos amigos. Pero éramos muy buenos amigos. Kobe era mi querido amigo, era como un hermano pequeño«, agregó en el discurso.

«Él solía llamarme, enviarme mensajes de texto en la madrugada hablando sobre jugadas o movimientos, y a veces sobre entrenamientos. Al principio, era irritante. Pero luego se convirtió en una especie de pasión. Ese chico tenía una pasión que no se pueden imaginar», continuó.

Jordan aseguró que poco a poco se convirtieron en muy buenos amigos.

«Kobe lo dejaba todo por cualquier cosa que hiciera. Después del baloncesto mostró una faceta creativa que no creo que ninguno de nosotros sabía que tenía. Luego de retirarse, se le veía muy feliz. Encontró nuevas pasiones. Y siguió aportando cosas como entrenador en su comunidad. Y lo más importante, era un padre fantástico, un marido fantástico que se dedicaba a su familia y que amaba a sus hijas con todo su corazón«, concluyó.

Aproximadamente 20.000 aficionados llenaron el Staples Center para honrar la memoria de Kobe y su hija Gianna.

«Dios sabía que no podían estar en esta tierra el uno sin el otro. Tenía que llevárselos juntos al cielo. Que descansen en paz y se diviertan en el cielo hasta que nos volvamos a encontrar. Los amamos», manifestó Vanessa, la esposa de Bryant.

Mar, 25 Feb | 2020

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si eres un visitante humano o no y para evitar el envío automático de spam.