Adversidades fortalecen espíritu académico y social del Nurr

Redacción por 
Prensa ULA-NURR
 el 
Mié, 24 Jun | 2020
Comparte »
Tal afirmación corresponde al presbítero Gustavo Apure, quien ofició, bajo estrictas medidas sanitarias, una santa eucaristía por el 48 Aniversario de la ULA en Trujillo y resaltó que la casa que vence las sombras está llamada a replantearse para permanecer activa
Fotografías por 
Carlos Cegarra
¿Te gusta?

Los múltiples problemas no desvanecen el compromiso del Núcleo Universitario “Rafael Rangel” (Nurr) con el estado Trujillo y Venezuela.

Así lo destacó el párroco de la Iglesia San José Obrero, en Tres Esquinas, Gustavo Apure, al oficiar este 23 de junio una misa de acción de gracias por la conmemoración del 48 Aniversario de la Universidad de Los Andes (ULA) en tierras de Nuestra Señora de La Paz, quien expuso que las adversidades logran fortalecer el espíritu académico y social universitario, lo cual ha quedado ampliamente demostrado durante los acontecimientos de los últimos años.

Siendo una Alma Mater resiliente, tal como es el lema rangeliano del 2020, –precisó- la universidad aprende y crece en medio de las dificultades, nada ni nadie la detiene. A su juicio la casa que vence las sombras está llamada a replantearse para permanecer activa, formando a los profesionales requeridos por el país, haciendo extensión e investigación y contribuyendo con el rescate democrático nacional.

El presbítero apuntó que el Nurr es un vasto referente trujillano, con proba historia, interesado por la enseñanza, sociedad, cultura, investigación, arte y ciencia siempre en procura de transformar, por ende generar progreso. Según Apure, el Nurr aún tiene mucho que dar y ofrecer, no obstante, requiere la contribución de todos los sectores en su afán de mantenerse firme, de pie, abierto.

Debido a la pandemia del covid-19 la actividad eclesiástica se realizó a puerta cerrada, asistiendo el vicerrector encargado Geovanny Castellanos, acompañado de integrantes de su gestión, entre ellos los profesores Yenifer Márquez y Ulneiver Mejías, además la licenciada Adriana Uzcátegui. Predominaron las medidas de bioseguridad, como el lavado de manos, uso de tapabocas y permanencia a 2 metros de distancia, en pro de evitar contagios.

Cercano al mediodía fueron colocadas ofrendas florales ante la efigie del sabio Rafael Rangel en la Villa Universitaria, invitándose a los ulandinos a convertir las amenazas en oportunidades, avivar la lucha democrática y defender en cualquier circunstancia la autonomía institucional. 

Para finalizar la programación aniversario, el 25 de los corrientes la universidad a través de prensanurrula.blogspot.com, sus redes y las del Nurr efectuará un reconocimiento virtual al Dr. Isidoro Requena, quedando fijado un acto presencial para después de la cuarentena.

 

Etiquetas: 

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si eres un visitante humano o no y para evitar el envío automático de spam.