El dolor en Venezuela por la muerte tras un ataque epiléptico del basquetbolista Garly Soto se acrecentó este sábado con el anuncio del fallecimiento en un accidente de tránsito del jugador de fútbol sala Wuil Guzmán en el amazónico estado Bolívar, limítrofe con Brasil.

Las autoridades deportivas anunciaron que en un accidente pereció Guzmán, de 27, debido a la gravedad de las heridas.

El Club Deportivo Mundo Factory, en el que jugaba Guzmán, expresó condolencias a familiares y amigos del jugador, que estaba acompañado por otros cuatro deportistas que resultaron heridos.

Guzmán, por su parte, militó en los clubes Caracas Futsal Club, Santa Bárbara del Zulia y La Fría del Sur.

La Liga Venezolana de Fútbol Sala se refirió a la tragedia en un breve comunicado difundido a través de Instagram, en el que lamentó el fallecimiento del jugador.

También se manifestaron hoy con evidente consternación otras autoridades políticas, entre ellos el ex ministro de Deporte y vicepresidente del Parlamento, Pedro Infante.

Aunque las autoridades no han dado detalles de la causa de la muerte, medios locales y personas cercanas al jugador aseguran que perdió la vida en un accidente de tránsito en la población de San Félix.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.