El juez 10 de Conocimiento de Bogotá, condenó a 512 meses (42 años y ocho meses) de prisión al norteamericano, John Poulos, por su responsabilidad en el feminicidio de la Dj Valentina Trespalacios, ocurrido en enero de 2023.

El hombre, quien previamente había confesado el crimen, fue hallado culpable de los delitos de feminicidio agravado y ocultamiento, alteración o destrucción de material probatorio, reseña El Colombiano.

Que no nos venga con el cuento que fue homicidio culposo o no intencional, se trató de un asesinato por sometimiento. Sus celos lo llevaron a eso y así castigó a Valentina, asesinándola. Es cuestión de sentido común, de lógica, uno acude a un médico si ve que la joven está inconsciente, pero no corre a meterla a una maleta y botarla a la basura”, dijo el juez.

Durante su lectura del fallo, el juez hizo fuertes cuestionamientos al confeso asesino y desvirtuó sus argumentos sobre un posible crimen sin ‘intención’, como siempre lo ha dicho en su defensa Poulos. “No recuerdo lo que pasó esa noche debido al consumo de sustancias psicoactivas”.

Le faltó malicia indígena, cómo van a decir que se trató de un homicidio involuntario. Se trató de un homicidio por dominación, por control, él quería controlarla. La controlaba en todo lo que hacía, ella tenía que rendirle cuentas, la llamaba incluso cuando estaba dormida. Y luego entonces vienen a decir que cuando ocurrió el crimen ahí sí entró en pánico, ¡claro! ¿Cómo no?, debía pensar cómo resolver eso. Tenía una mujer muerta a su lado, con esos moretones en la cara, en la cabeza, en sus antebrazos. Eso es lo único que le generó pánico, y empezó a planear cómo escapar, cómo escapar de la justicia, pero antes se ocupó en esconder las evidencias y la metió en una maleta”, leyó el juez.

De John Poulos se sabe que era casado y tiene tres hijos menores de edad en Estados Unidos, un punto que en efecto mencionó el juez. “¿No pensó en sus hijos? ¿No pensó en ellos cuando hacía eso? ¿No se le pasaron sus hijos por la mente?, cuestionó el juez.

En este caso, la Procuraduría solicitó la imposición de la condena al encontrarse probado el actuar intencional y premeditado del extranjero; la Fiscalía, por su parte, además de solicitar la imposición de la pena, pidió la máxima condena.

En la decisión, el juez ordenó la reclusión inmediata en un centro carcelario, en este caso en la cárcel de máxima seguridad La Picota, donde permanece desde el año pasado cuando sucedieron los hechos.

Una vez pasen los más de 42 años en prisión, Jhon Poulos será expulsado inmediatamente de Colombia, por orden del juez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.